Qué hacer cuando tus hijos tienen malas notas

Muchos padres se alteran delante de sus hijos cuando les traen malas notas, los castigan o les prometen un premio si obtienen calificaciones más altas. Pero nada de esto, dicen los expertos, parece mejorar el rendimiento académico de los niños.

Qué hacer cuando tus hijos tienen malas notas

Ahora bien, los padres pueden tomar un camino más efectivo para lograr una marcada diferencia en los resultados académicos y la conducta de los hijos en la escuela, según revelan más de treinta años de investigaciones.

¿Los videojuegos? Prohibidos

El caso de Cristina Ramos, madre de tres en San Juan, Puerto Rico, es un ejemplo de la influencia positiva que pueden ejercer los padres en este sentido.

“Me alarmé muchísimo el día que uno de mis niños llegó con un suspenso en historia. Lo primero que hice fue prohibirle los juegos de video y luego me senté a estudiar con él y me lo comí a preguntas sobre las lecciones”, dice Ramos. “Ah, y en la primera oportunidad que tuve, me fui a ver a su maestra para que me aconsejara”.

Al concluir el año escolar, Ramos recogió los frutos de sus desvelos: su hijo aprendió tanta historia y salió tan bien en los exámenes parciales que la maestra lo exoneró de tomar el examen final.

“Los padres son los primeros maestros del niño. La actitud hacia el estudio se aprende en casa”, señala un informe de la Asociación Nacional de Educación, con sede en Washington, D.C.

Lee también:  5 Formas en que las mujeres destuyen un matrimonio

Las siete recomendaciones

El ejemplo de Ramos no es tan difícil de seguir. Esto es lo que recomiendan los expertos para cuando el niño trae malas notas:

  1. Lo primero que debes hacer es hablar con el maestro. Haz arreglos para que tu hijo comience un programa remedial, ya sea temprano en la mañana, a la hora del receso o después de terminadas las clases.
  2. Ayuda a tu hijo a hacer la tarea. Este es un punto muy importante, pues algunos padres consideran que el estudio compete exclusivamente a niños y maestros. Otros padres se limitan a aclarar dudas cuando sus hijos las manifiestan. Pero si el niño está sacando malas notas o suspendiendo, entonces se le recomienda que asuma un papel activo en su educación.
  3. Matricula a tu hijo en un curso de preparación, pues en muchos casos los chicos no saben cómo organizar su trabajo o concentrarse en el estudio. Probablemente la escuela del niño ofrece este tipo de curso, pero si no lo ofrece, diríjate a la oficina de YMCA más cercana a tu domicilio o pregunta en la junta escolar de tu distrito.
  4. Impide que tu hijo vea televisión por las noches, especialmente cuando tenga que asistir a la escuela al día siguiente. El niño no debe ver televisión hasta que no haya hecho sus tareas correctamente.
  5. Si al salir de la escuela, tu hijo le dedica mucho tiempo a los deportes, las clases de piano o cualquier otro tipo de actividad extraescolar, reduce o elimina dicha actividad hasta que las calificaciones hayan mejorado.
  6. Recuerda que los niños, a veces, esconden las notas. Como padre, debes vigilar el progreso de tu hijo. No dejes toda la responsabilidad para el maestro.
  7. Si el problema persiste, consulta a un especialista en educación.
Lee también:  Problemas familiares más comunes

Deja un comentario


Nota: La información proporcionada en este sitio es sólo una guía de orientación y no reemplaza a la atención médica que pueda proporcionarle un especialista de salud.

contador de visitas