¿Cómo evitar riesgos al acostar a tu bebé?

Siendo el bebé una criatura completamente indefensa, necesitaría estar bajo supervisión prácticamente todo el tiempo.

Pero como esto es un poco difícil de noche, lo mejor es conocer las medidas que toda madre o padre debe seguir para que el infante esté seguro en su cuna cuando no hay un par de ojos que lo vigilen.

¿Cómo evitar riesgos al acostar a tu bebé?

Evita riesgos al acostar al bebé

La cuna es el santuario del bebé, un lugar sagrado que resguarda su indefenso cuerpecito. Hay formas de mantenerla segura para que el bebé descanse tranquilo y disminuyan con mucho los peligros.

Prácticas inseguras a la hora de dormir

De acuerdo con la organización médica colombiana Salud Hoy, presidida por el doctor Jorge Maldonado, PhD de la Universidad de Minnesota, existen ciertas condiciones inseguras que deben evitarse en lo posible cuando acuestas al bebé:

  • Posición boca abajo al dormir.
  • Superficies blandas debajo del bebé.
  • Ropa de cama suelta.
  • Cojines y almohadas en la cuna.
  • Frazadas.
  • Sobrecalentamiento.
  • Humo de cigarrillo en la habitación.
  • Cama compartida con adultos.

Las posibles y terribles consecuencias

Un estudio publicado en la revista Pediatrics, del cual hacen mención los expertos de Salud Hoy, reveló que el 84 por ciento de 119 bebés que perdieron la vida por ahogamiento accidental y muerte súbita, habían estado durmiendo en posición y ambientes riesgosos, lo que sugiere la posibilidad de que tales muertes quizás pudieron ser evitadas.

Lee también:  Cómo enseñarle a sus hijos a valorar lo que tienen

De acuerdo con el informe, la muerte súbita infantil es la primera causa de fallecimiento de bebés en Estados Unidos y la misma está altamente relacionada con las prácticas inseguras al acostar a la criatura.

Consejos útiles

En primer lugar hay que insistir en acostar a los niños boca arriba, al parecer porque en esta posición están aumentados los reflejos de protección de las vías aéreas, aseguran los especialistas de Salud Hoy.

“Vale la pena aclarar que cuando el bebé esté despierto la posición boca abajo es conveniente ya que estimula la maduración de la articulación del hombro, ayuda a fortalecer los músculos del cuello y favorece el desarrollo psicomotor, pero siempre bajo la supervisión de un adulto”, explican los expertos de Salud Hoy.

Los expertos de Salud Hoy recomiendan:

  • Acuesta al niño boca arriba cuando duerma.
  • Boca abajo si está despierto pero vigilalo.
  • Coloca al bebé en un colchón firme y ajustado dentro de la cuna.
  • Quita las almohadas, comodines, frazadas, cobijitas, juegos y cualquier otro objeto blando.
  • Considera usar ropa de dormir que cubra bien como una alternativa a las cobijas.
  • Procura controlar la temperatura del cuarto de manera que no necesite de frazadas.
  • Si usas una cobija, que sea una delgada, colocándola alrededor del colchón de la cuna y que cubra sólo hasta el pecho del bebé.
  • Asegúrate de que la cabeza del bebé queda descubierta mientras duerme.
  • No acuestes el bebé en una cama de agua, ni en un sofá, ni colchones blandos, almohadas o cualquier otra superficie blanda para dormir.
  • Evita el sobrecalentamiento con exceso de prendas de vestir, al tocar la piel no debe sentirse acalorada.

Deja un comentario


Nota: La información proporcionada en este sitio es sólo una guía de orientación y no reemplaza a la atención médica que pueda proporcionarle un especialista de salud.

contador de visitas