Terminalia Catappa, el mejor amigo de tu acuario

Las hojas procedentes del árbol Terminalia Catappa, también llamado almendro indio o almendro malabar tienen fama por sus propiedades extraordinarias en acuariofilia, y de forma más particular en la cría de especies delicadas.

Este árbol produce en sus hojas taninos que poseen virtudes terapéuticas bien conocidas en la farmacopea tradicional. Tradicionalmente, la decocción de hojas permite tratar diversas afecciones bacterianas, o combatir la disentería.

Indicaciones terapéuticas principales

  • Antimicótica
  • Fungicida muy activo
  • Bactericida
  • Antiparasitario
  • Antiestrés

 Principales constituyentes

  •  Taninos
  • Flavonoides

El CMI (concentracion mínima inhibidora), y el principio activo todavía no están determinados.

En acuariofilia, los criadores asiáticos fueron los primeros en utilizar las propiedades de este árbol. El Terminalia Catappa fue utilizado primeramente por los criadores de peces disco.

Las hojas secas, colocadas en los acuarios de reproducción y de mantenimiento previenen diversas patologías, acidifican el agua, impiden el desarrollo de micosis, calman y dan seguridad a los peces. Más información: http://www.terminalia-catappa.net.

Particularmente útil para los peces de climatización difícil, la Terminalia Catappa se recomienda en caso de peces estresados, debilitados, o en caso de cuarentena. Su utilidad para la cría del pez Betta splendens y otros fabricantes de nidos de burbujas está comprobado: las burbujas son más pegajosas y más resistentes.

Lee también:  Cómo preparar flan de café

Algunas experiencias de criadores de peces Betta han demostrado que los residuos procedentes de la descomposición de las hojas de Catappa permitían retrasar la aparición de nitritos y de amoniaco.

Los peces tienen una mejor disposición para la reproducción, mayor vitalidad, menor estrés, así como un sistema inmunitario reforzado con el uso de Terminalia Catappa en el agua de mantenimiento.

Posología

Para el mantenimiento se debe utilizar una hoja de 15 centímetros para unos 60 litros de agua. Para la reproducción, la climatización, el traslado y los cuidados, hasta cuatro hojas para 15 litros de agua.

Habitualmente, la posología de mantenimiento se centra en un trozo de 3 centímetros cuadrados por cada 2 litros.


Deja un comentario


Nota: La información proporcionada en este sitio es sólo una guía de orientación y no reemplaza a la atención médica que pueda proporcionarle un especialista de salud.

contador de visitas