Sindrome del maullido del gato

Es un grupo de síntomas que provienen de la falta de una parte del cromosoma número 5. El nombre sindrome del maullido del gato es debido al llanto de tono alto del bebé que suena como si fuera un gato.

Sindrome del maullido del gato

El sindrome del maullido del gato es poco habitual y es originado por un fragmento faltante en el cromosoma 5.

Se cree que la gran parte de los casos sucede durante el desarrollo del óvulo o del espermatozoide.

Un pequeño número de casos pasa cuando uno de los padres le transmite una forma reordenada y distinta del cromosoma a su hijo.

  • Inclinación de los ojos hacia abajo.
  • Orejas de implantación baja o de forma anormal.
  • Fusión o formación parcial de membranas en los dedos de las manos o los pies.
  • Papilomas cutáneos justo delante de la oreja.
  • Cabeza pequeña (microcefalia).
  • Ojos separados.
  • Llanto de tono alto parecido al de un gato.
  • Bajo peso al nacer y crecimiento lento.
  • Discapacidad intelectual.
  • Una sola línea en la palma de la mano.
  • Desarrollo lento o incompleto de las habilidades motoras.
  • Quijada pequeña (micrognacia).

El médico lo que hará sea realizar un examen físico, con el cual puede mostrar:

  • Un hernia inguinal
  • También una Diastasis de rectos(separación de los músculos en el área abdominal)
  • Notorio y bajo tono muscular
  • Epicanto, es decir,un pliegue extra de piel sobre el ángulo interior del ojo
  • Dificultades con el pliegue de las orejas
Lee también:  Cuál es el tipo de diabetes más peligroso

Las pruebas genéticas pueden demostrar una parte faltante en el cromosoma 5. Una radiografía craneal podrá dejar ver ciertos problemas en la forma de la base del cráneo.

Tratamiento

No hay un tratamiento específico o determinado para el sindrome del maullido del gato. El médico podrá de esta manera, sugerirle a la familia del sufriente algunas formas de tratar o manejar los síntomas.


Deja un comentario


Nota: La información proporcionada en este sitio es sólo una guía de orientación y no reemplaza a la atención médica que pueda proporcionarle un especialista de salud.

contador de visitas