Etapas del alcoholismo

Todas enfermedades y trastornos tienen etapas o fases, las cuales son de evolución para el problema que vive el paciente. Las etapas van desde lo más insignificante hasta llegar a un estado crítico, próximo a la muerte o desarrollo de otra enfermedad.

Por lo general el alcohólico para pasar por las etapas, requiere un tiempo (meses o años).

Las etapas no aparecen de un día a otro, para esto tiene que emplear un uso constante y excesivo de alguna sustancia, el cual interfiere ocasionando problemas físicos o mentales.

Etapas del alcoholismo

Etapa temprana o inicial                                

El paciente en esta etapa no es consciente de que está iniciando, ya que no hay síntomas o signos algunos de daños. Esto se debe a que el cuerpo aún está en niveles aptos para hacer frente a las cantidades de alcohol, pero al pasar del tiempo el cuerpo pierde esas fortalezas y es más sensible o susceptible a las dosis exageradas de alcohol.

Se estima que esta etapa de alcoholismo dura alrededor de unos 10 años o un poco más,  la persona inicia este ciclo por el gusto a tomar para disfrutar de una ocasión o momento, para aliviar o somatizar emociones, la diversión o encajar en cierto grupo o comunidad de personas.

En el transcurrir de esta etapa el paciente comenzará a presentar poca tolerancia, cambios drásticos de personalidad, inestabilidad emocional, pérdida de la resistencia física y desnutrición. Esto provocará sentido de culpa, ansiedad por tratar de dejar su uso, y hacer vagas promesas sobre el mismo.

Lee también:  Los efectos de usar tacones altos

Etapa media

En esta etapa crece el deseo por consumir alcohol,  incrementando la dosis y  se convierte de forma repetitiva el uso. El paciente perderá control ante el empleo de la sustancia, desmejorando más el nivel de resistencia de los organismos que procesan el licor.

El paciente de modo silencioso comienza a tratar de entender su problema de adicción. Debido a que los síntomas son más notorios, llegando a consumir antes de iniciar su día por el motivo que lo necesita para poder aliviarse y comenzar su rutina.

En la etapa, el paciente comienza a buscar o a crear excusas que justifiquen el uso desordenado de la sustancia, provocando así confusión en su entorno personal y social.

Etapa terminal o tardía

En la etapa terminal el paciente es totalmente dependiente al alcohol, ya no tiene ni la más mínima fuerza para detener su uso.

En esta etapa el cuerpo es totalmente inmune a las enfermedades causadas por el alcohol, los órganos están totalmente deteriorados por el mismo uso del licor. El estado emocional y psicológico se ve altamente comprometido.

El entorno social, personal y financiero de la persona está gravemente afectado, dando como resultados la exclusión de su entorno laboral y familiar, altas deudas y desempleo. Esto llevará al paciente a caer en la soledad, angustias, penas y zozobra provocando cambios en su realidad.

Lee también:  Polvo casero, detonante de las alergias

La última etapa es muy delicada para el paciente debido a que puede cometer actos indebidos, el suicidio, muerte provocada por enfermedades físicas o indigencia.

Etapas del alcoholismo

La intervención familiar y de especialistas médicos en cada etapa es necesaria, esto puede salvar la vida del paciente que se encuentra sumergido en esta enfermedad;  muchas veces el alcohólico visualiza que esta enfermedad no tiene salida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.