Consejos para cuidar tu piel del sol este verano

Tomar el sol en verano es una de las sensaciones más maravillosas del mundo, en especial cuando estás saliendo de un invierno crudo y tu piel se ha vuelto pálida por los efectos del frío.

No obstante, hay algunas cosas que debes saber acerca de los rayos solares porque, así como trae muchos beneficios a la salud, trae en igual cantidad desventajas que pueden ser sumamente perjudiciales a largo plazo.

Consejos para cuidar tu piel del sol este verano

Es por ello que aquí te presentamos algunos consejos para que cuides tu piel de los rayos del sol, de modo que no sufras ningún tipo de incidente demasiado grave que pueda afectar tu salud o la apariencia de tu piel.

Usa protector solar

Sabemos que uno de los lugares que sufre las peores quemaduras es el rostro, en especial porque no tiene ninguna protección directa, como el cuerpo, por lo tanto está constantemente expuesta a los rayos del sol y cada uno de sus peligros.

Estos riesgos los corres no solo cuando vas a la playa, sino cada vez que sales de casa. Recordemos que en verano los rayos del sol penetran con mayor intensidad.

Es por esto que, como medida de prevención, tienes que usar protector solar cada vez que sales de casa. Debes ponerlo en los lugares más sensibles y accesibles, como mejillas, frente, nariz, pues estos son los puntos que sufren más las consecuencias del sol.

De bloqueadores solares encontramos de muchos tipos y gran variedad de marcas, en esta farmacia online puedes encontrar cremas y protectores solares a buenos precios y además un profesional te asesorará acerca del factor de protección que necesitas y el mejor producto según tu tipo de piel.

De este modo podrás salir sin temor a contraer quemaduras graves o daños permanentes en la piel. Recordemos que la prioridad es tu salud, para eso debes usar protectores solares.

Protégete de los rayos UV

Hay que tener en cuenta que con el paso del tiempo la contaminación ambiental se ha incrementado, causando gases que resultan ser sumamente perjudiciales para el planeta.

Estos gases han ido deteriorando la capa de ozono, que es precisamente lo que evita que los rayos del sol penetren directamente al planeta tierra. Como consecuencia tenemos una “relación” más directa con los rayos UV de los cuales debemos cuidarnos.

Este íntimo acercamiento al sol que ha sido causa de la contaminación nos ha traído problemas. Recordemos que los rayos ultravioletas son los principales responsables del cáncer de piel, por lo tanto, este verano debemos cuidar nuestra piel y no exponernos tanto al sol, pues podría traer consecuencias a largo plazo bastante desagradables que están relacionadas principalmente con la salud.

Recuerda: Tomar el sol es sumamente bueno, sin embargo, hay que hacerlo en dosis pequeñas, pues de lo contrario nos estamos arriesgando a un problema bastante grave.

Protege a tus ojos del sol

Hay que destacar algo importante y es que no solo la piel está expuesta al sol. Hay otros órganos que también corre los mismos riesgos y es de suma importancia protegerlos: los ojos.

Estos, al igual que el rostro están expuestos todo el tiempo a la intensidad de los rayos ultravioletas, estando en constante peligro de sus efectos secundarios y sus severas consecuencias.

No obstante, existe una forma muy efectiva de cuidar a nuestros ojos de los terribles efectos que causa el sol sobre ellos. La solución para este inconveniente es usar gafas de sol cada vez que salgas de tu casa, sin importar si solo vas un momento al mercado. Las gafas las puedes encontrar a precios accesibles en tiendas online como la que ofrece esta óptica en Vigo.

Es importante cuidarlos en todo momento, pues además de ser uno de los órganos más importantes, también son los más delicados, en especial frente a los efectos del sol.

Hidrata bien tu piel

Una vez vuelvas a tu casa después de haber pasado un largo día exponiendo tu piel al sol, es importante que tomes una ducha con agua a una temperatura media, de modo que tu piel comience a hidratarse nuevamente, pues al llevar tanto sol tiende a agrietarse por la falta de líquido.

También es importante aplicar las cremas y protectores solares al menos cada dos horas, pues cada cierto tiempo la piel necesita hidratación.

Debes cuidar mucho tu piel este verano, recuerda que las consecuencias de descuidarla son sumamente graves y pueden resultar permanentes. No solo la cuidamos de las manchas o marcas, sino también de las enfermedades que son causadas específicamente por los rayos ultravioletas.

No dejes de disfrutar del verano, pues es sumamente agradable el calor, pero debes hacerlo con mucha prevención para mantener tu bienestar.


Deja un comentario


Nota: La información proporcionada en este sitio es sólo una guía de orientación y no reemplaza a la atención médica que pueda proporcionarle un especialista de salud.

contador de visitas