Cromoterapia: Colores que curan

Alimentados por la luz pura del Sol, los colores del arco iris tienen una larga tradición terapéutica y pueden ayudarnos aliviar numerosas dolencias y equilibrar nuestras fuerzas físicas y psíquicas. Aprende a aplicarlos.

La cromoterapia no es una medicina de nuevo cuño. Hace más de 3.000 años, sacerdotes y médicos de culturas como la egipcia, la griega o la china extraían de los colores la fuerza vital que el organismo necesitaba.

El arte de sus templos, las puertas, ventanas y paredes de sus casas, su ropa y sus adornos estaban basados en el simbolismo biológico y sagrado que atribuían a la escala cromática.

Cromoterapia: Colores que curan

Desde el siglo XIX esta sabiduría ancestral ha sido puesta a prueba en numerosos experimentos clínicos. Y, mediante la técnica de proyectar rayos de colores sobre las personas, se ha comprobado el efecto sobre la psique y el organismo de las distintas vibraciones cromáticas.

Algunas teorías apuntan que la vibración de los colores entra en sintonía con la de nuestro campo energético, o aura, y lo armoniza.

El caso es que cada color irradia un tipo de luz solar terapéutica que puede corregir distintas afecciones: desde equilibrar un estado de ánimo depresivo o excesivamente irritable a regular la tensión arterial o reforzar el sistema inmunológico. Existen métodos muy diversos para asimilar el color.

El mas común es tamizar la luz del Sol a través de los velos y papeles traslucidos puestos en las ventanas. También se pueden utilizar gafas de color: Otro sistema consiste en absorber el color de alimentos naturales – frutas, verduras y legumbres-, que han tomado su color directamente de la luz solar.

Asimismo, se puede beber agua cromatizada, es decir, embotellada en cristales de colores y expuesta a la luz solar de manera directa.

Las bombillas de colores y las linternas con filtros de color que pueden dirigirse hacia un punto concreto del cuerpo constituyen otro de los sistemas utilizados en los tratamientos de cromoterapia.

Por ultimo esta la respiración del color, que consiste en inspirar al mismo tiempo que se visualiza mentalmente el color como una cascada de luz que penetra al organismo

Un color para cada necesidad

Rojo

· Simbolismo: Se asocia al secreto de la vida, a la libido y al conocimiento esotérico.

· Efectos físicos: Influye positivamente sobre la anorexia, la anemia, la gripe y el resfriado, la mala circulación sanguínea y la tensión baja. Aporta vigor sexual.

· Efectos psíquicos: Alivia los estados de ánimo depresivos y da fuerza para afrontar problemas. No es recomendable cuando se padece ira porque la aviva.

· Alimentos: Pimiento, rábano, remolacha, pimentón, fresa, sandia y ciruela.

Naranja

· Simbolismo: En Oriente se vincula al amor porque suele ofrecer naranjas en las peticiones de mano

· Efectos físicos: Alivia las afecciones del aparato respiratorio, si como las dolencias renales. Favorece la fertilidad.

· Efectos psíquicos. Aumenta la autoestima y produce entusiasmo por la vida

· Alimentos. Naranja, melocotón y calabaza.

Amarillo

· Simbolismo: En la antigua China era emblema de sabiduría y solo podía utilizarlo el emperador.

· Efectos físicos: Mejora las dolencias intestinales, de páncreas e hígado, y alivia la artritis y el reumatismo. Depura la piel y regula el sistema nervioso.

· Efectos psíquicos: Incrementa la energía vital y aporta felicidad e inspiración creativa.

· Alimentos: Limón, piña, plátano, albaricoque, ciruela, melón y calabacín.

Verde

· Simbolismo: Se asocia al despertar a la vida, a la esperanza y a la longevidad por ser el color de la Naturaleza y de la primavera.

· Efectos físicos: Regula la tensión arterial y alivia las enfermedades cardiacas, los tumores, las ulceras y los traumatismos. Regenera las células.

· Efectos psíquicos: Aporta alegría y relaja el estado de ánimo.

· Alimentos: Berros, espinacas, lechuga, uva, kiwi, pera, manzana, col y aceitunas

Azul

· Simbolismo. Es el color del ensueño y del espíritu, así como del ave de la felicidad de los cuentos sufies.

· Efectos físicos: Recomendado para dolores de garganta, laringitis, afonía, amigdalitis y paperas.

· Efectos psíquicos: Favorece la facilidad de palabra y la calma, una imaginación soñadora y una gran tranquilidad espiritual. Puede hacer aflorar sentimientos de inseguridad si el tono es muy claro o chillón.

· Alimentos. Uvas oscuras, ciruelas pasas, arandanos y bayas.

Violeta

· Simbolismo: Representa la templanza y el equilibrio. Se asocia a la realeza y al alto sacerdocio desde el antiguo Egipto.

· Efectos físicos: Relaja el sistema nervioso, y es muy eficaz para tratar jaquecas.

Lee también:  Sindrome de cotard

· Efectos psíquicos: Combate la depresión, la neurosis, las obsesiones y el insomnio. Aporta la energía necesaria para iniciar una vida tras una separación o la perdida de un ser querido.

· Alimentos: Berenjena, moras y grosella.

Índigo

· Simbolismo: es el color del chakra corona y esta relacionado con los pensamientos y el inconsciente

· Efectos físicos: Ayuda a desintoxicar el organismo y a abandonar adicciones al tabaco, alcohol o drogas. También alivia procesos de cataratas, dificultad auditiva y pérdida de olfato.

· Efectos psíquicos: Atempera los deseos de placeres exacerbados. Procura sabiduría y ayuda a combatir los desequilibrios mentales, el insomnio y el nerviosismo.

· Alimentos. Uvas oscuras, berenjenas, frambuesas, moras y arandanos.

El blanco y el negro

Concentración o retiro.

Aunque el blanco y el negro no son colores del arco iris, también pueden utilizarse en cromoterapia.

El blanco irradia hacia fuera todos los demás colores y, por tanto, es usado como protección. Algunas culturas lo emplean en los funerales para alejar los espíritus de los difuntos. En occidente es típico de los trajes de novia porque aleja el mal agüero derivado de las envidias que pueda suscitar. Favorece la concentración creativa y la serenidad de la meditación.

Por el contrario, el negro absorbe todos los colores y se suele vincular con frecuencia al mal y la negatividad. En occidente expresa la pasividad absoluta y la muerte, y es el color del luto para expresar sintonía con la persona fallecida. Puede ser utilizado para proporcionar seguridad ante una situación nueva. También es adecuado en los retiros para sentirse alejado de la vanidad del mundo.

Esta terapia reequilibra y provoca una mejoría generalizada del organismo. Algunas teorías explican que también puede armonizar el aura.

Tonalidad y piedras

Cromoterapia con turmalinas.

Uno de los métodos para aplicar cromoterapia consiste en llevar adherida a la piel una piedra del color que se necesita. Estas son algunas:

· Rojo: Cornalina, jaspe rojo, granate y rubí.
· Amarillo: Ámbar, circonita amarilla, ojo de tigre y topacio.
· Naranja: Jaspe moteado, rodocrosita y citrina.
· Verde: Venturina, jaspe verde, malaquita, jade y esmeralda.
· Azul: Lapislázuli, zafiro, ágata, azul, azurita y turquesa
· Violeta: Amatista, lava volcánica, turmalina lila.
· Índigo: Amatista, fluorita y alendrita.


Deja un comentario


Nota: La información proporcionada en este sitio es sólo una guía de orientación y no reemplaza a la atención médica que pueda proporcionarle un especialista de salud.

contador de visitas