Cómo evitar el remordimiento cuando compras

¿Te ha pasado que después de ir de compras vas manejando y no estas completamente satisfecho con tus compras? No sabes si lo que compraste realmente valió la pena o si el precio que pagaste fue el mejor.

Es normal y recomendable que pienses muy bien las decisiones importantes con calma, también que las pienses después de haberlas hecho.

Cómo evitar el remordimiento cuando compras

A muchos de nosotros nos pasa, vamos a la tienda vemos algún producto que nos gusto y decidimos comprarlo. Pero después nos entra el remordimiento de mejor haber utilizado ese dinero en alguna otra cosa.

Pudo haber sido una compra por impulso que realmente no necesitas. Tal vez piensas que pagaste demás y mejor hubieras esperado hasta que hubiera alguna promoción.

Antes de Comprar

Si quieres evitar el remordimiento, primero investiga sobre tus compras. De esta forma sabrás que tomase la mejor decisión en cuanto a precio, el uso que le darás y rendimiento del producto.

Recuerda que lo más caro no siempre es lo mejor y de igual forma lo más barato no siempre es lo peor.

Si lo que estas buscando es algún aparato electrónico (computadora, cámara, televisión, celular, etc.) recuerda que todo lo electrónico siempre esta cambiando. Un par de meses después de tu compra saldrá una nueva versión.

La mayoría de nosotros siempre queremos tener el modelo mas reciente en electrónicos. Pero si el aparato que tenemos aun funciona perfectamente, invertir solo por tener el último modelo no es una buena compra. Excepto que tenga alguna función nueva, que realmente necesites.

Compara precios

Compara precios en diferentes tiendas, busca cupones en el periódico de la tienda o por Internet. Si compras por Internet, aprovecha que algunas tiendas tienen críticas de los productos que venden.

Lee también:  Trastorno Obsesivo Compulsivo (TOC)

Esto también te puede ayudar a tomar tu decisión. Ya que son críticas escritas por personas que ya han comprado el mismo articulo que estas pensando comprar.

Nadie conoce tus finanzas mejor que tu, asegúrate de no comprar mas de lo que puedes.

Que tengas dinero disponible en tu tarjeta de crédito o en la tarjeta de la tienda no quiere decir que tienes el dinero a la mano. Si te dan 0% financiamiento por un par de meses puede ser muy tentador para gastar mas de lo que puedes.

Evita comprar cuando tienes otras prioridades. Si lo que quieres puede esperar unas semanas o si sabes que puede volver a salir en promoción, espérate. Si tienes algo más importante en que invertir tu dinero hazle caso a tus prioridades. Trata de no ver los especiales que tienen las tiendas, aleja tu mente de la tentación de ir a comprar.

Si aun después de investigar sobre el producto tienes dudas, hazle caso a tu intuición y no lo compres. Solo si estas realmente seguro de lo que vas a comprar con tu dinero es cuando debes de tomar acción y comprarlo.

¿Lo puedes regresar?

Tal vez la mejor forma de estar satisfecho con tu compra es de tener la certeza de que en caso que cambies de opinión puedas regresar el producto a la tienda. Pudo haber sido una buena compra pero surgió alguna emergencia y necesitas recuperar tu dinero. Tal vez cambiaron los planes y ya no necesitas este producto.

Es muy importante tener cuidado con las ofertas que anuncian solo dentro de la tienda, algunas son compras finales y no se aceptan devoluciones.

Lee también:  Cómo hablar en público

Toma tu tiempo para pensar si vale la pena aprovechar esta promoción. Si no estas completamente seguro, no lo compres.

No lo compraste

A veces tenemos miedo de comprar las cosas pensando que después de comprarlo salga una oferta mejor. Si no compraste el producto que estabas buscando no te preocupes si ya se agoto o se te paso la promoción.

Al final del día no perdiste dinero, pero ahora ya sabes sobre el precio y si vale la pena la inversión. De esta forma la próxima vez que este a la venta ya solo tienes que ir y comprarlo.

Esperar un poco antes de comprarlo también te puede servir. Talvez después de unos días te des cuenta que ya no te interesa el producto aunque este en especial.

Lo compraste

Si después de haber investigado bien sobre tu producto y saber que podías comprarlo sin ningún problema aun tienes remordimiento, haz lo siguiente. Habla contigo mismo y acuérdate que no lo compraste por impulso. Tomaste la decisión correcta después de buscar información sobre el producto.

El remordimiento después de hacer una compra no siempre es por productos caros y grandes como una casa, carro, refrigerador, etc. puede ser por cualquier cosa. Tenemos varias opciones en lugares en donde podemos comprar.

Así como también varias opciones en marcas para elegir.

Solo recuerda en no comprar la primera opción que tienes en el primer lugar donde buscaste. Sobre todo, lo más importante es de asegurarte que realmente necesitas ese producto.


Deja un comentario


Nota: La información proporcionada en este sitio es sólo una guía de orientación y no reemplaza a la atención médica que pueda proporcionarle un especialista de salud.

contador de visitas