El síndrome del edificio enfermo y sus consecuencias

Según la Organización Mundial de la Salud – OMS (1982), el Síndrome del Edificio Enfermo (SEE) es un conjunto de padecimientos como causa por la contaminación del aire interior en los espacios cerrados, básicamente oficinas.

Así, el origen del Síndrome del Edificio Enfermo, los ocupantes de ciertos edificios suelen presentar, durante el trabajo, una mayor incidencia de enfermedades que la que sería natural esperar y de las que el edificio, y más resumidamente sus condiciones ambientales, son lo que lo origina.

El síndrome del edificio enfermo

  • Prácticamente siempre poseen un sistema de ventilación forzada que habitualmente es común a todo el edificio o a amplios sectores y hay recirculación parcial del aire.
  • Ciertos edificios poseen la ubicación de las tomas de renovación de aire en lugares inconvenientes mientras que otros utilizan intercambiadores de calor que trasladan los contaminantes desde el aire de retorno al aire de suministro.
  • Con habitualidad son de construcción ligera y muy poco costosa.
  • Las superficies interiores se encuentran en su gran parte tapadas con material textil, incluyendo así a las paredes, suelos y otros elementos de diseño interior, lo cual favorece una alta relación entre superficie interior y volumen.
  • Practican el ahorro energético y se conservan comparativamente calientes con un ambiente térmico homogéneo.
  • Se particularizan por ser edificios muy herméticos en los que, por ejemplo, las ventanas no se pueden abrir.
  • irritaciones en los ojos, nariz y garganta.
  • Sensación de sequedad en membranas mucosas y piel.
  • Ronquera
  • Respiración dificultosa.
  • Eritemas, los cuales son Erupciones cutáneas.
  • picazón.
  • Hipersensibilidades que no son específicas.
  • Náuseas, mareos y vértigos.
  • Fuerte dolor de cabeza.
  • Fatiga mental.
  • Alta incidencia a las infecciones respiratorias y resfriados
Lee también:  ¿Qué es salud integral?

El Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el trabajo, ha determinado en su ficha NTP: 380, una serie de medidas, a partir de las aconsejadas que han sido determinadas por La Comisión de las Comunidades Europeas, para tratar de evitar el Síndrome del Edificio Enfermo.


Deja un comentario


Nota: La información proporcionada en este sitio es sólo una guía de orientación y no reemplaza a la atención médica que pueda proporcionarle un especialista de salud.

contador de visitas