Finanzas

Ahorra evitando multas y gastos extras

Anuncios

Cuando uno tiene la economía organizada de determinada manera puede suceder que una imprevisto caiga de manera sorpresiva irrumpiendo en el plan de pagos y cuotas que teníamos pensado.

Este es el caso de las multas. Los costos por infracciones al volante pueden llegar a ser altísimas y por una gran cantidad de razones es preferible evitarlos.

La multa como castigo

En España, así como en una gran cantidad de países de mundo, se ha determinado la utilización del llamado carnet por puntos. Esto quiere decir que el conductor al sacar su registro recibe una cierta cantidad de puntos de los cuales se van descontando según las infracciones que cometa.

En esta resta de puntos el conductor puede quedar suspendido como tal por períodos más o menos largos de tiempo y además recibir un valor económico que debe abonar para saldar la infracción que ha cometido.

Estos costos pueden varias mucho según la gravedad, pudiendo ser de 100 o 200 € pero también de 3000 €.

La multa económica es una herramienta más para generar conciencia. Si bien lo más feliz sería que ningún conductor rompa las normas de tránsito y que no sea necesario abonar un montón de dinero para conducir con más cuidado la próxima, lo cierto es que la finalidad última es que como ciudadanos respetemos los espacios comunes y la vida en comunidad.

Anuncios

Mejor prevenir que abonar

Claramente cometer infracciones, ya sea leves o graves, atenta en contra de la sociedad como núcleo de unión del ser humano. Sin embargo, abocados a lo que nos compete en este momento dejamos de lado esta cuestión que esta fuera de discusión.

Pensándolo desde la economía familiar, de un hogar de clase media, una multa de 3000€ es, sin lugar a dudas, un hueco tremendo dentro de la misma.

Conocer las normas de tránsito es parte de la búsqueda por el no pagar de más. Saber dónde puedo estacionar, cómo debo manejar y cuales son las normas que debo emplear, y así cumplirlas nos pueden evitar grandes gastos.

Retomando la idea anterior, si bien lo primero es la vida y el cuidado de los conductores y los peatones, no hay que desestimar para nada el pago de las multas por infracción.

Pensemos que para un sueldo mediano, una infracción de 800 o 900 € puede hacer una diferencia enorme en el balance mensual. Así que: mejor prevenir, cuidar y cuidarse.

Anuncios
COMPARTE ESTE ARTÍCULO EN

No hay comentarios todavía